lunes, 6 de junio de 2011

Porcupine Tree - Up the Downstair (1993)


Cerramos hoy el pequeño especial de tres entradas dedicado a Porcupine Tree y lo hacemos con el que podemos considerar el primer album de la banda, teniendo en cuenta que "On the Sunday of Life..." era un recopilatorio de material anterior. Steven Wilson se encontraba a la hora de grabar este trabajo en un punto intermedio entre los temas más psicodélicos de sus maquetas iniciales ("Always Never" proviene de esa época y alguna otra de las canciones son de la etapa de Wilson en Karma) y el salto al rock progresivo de "The Sky Moves Sideways". Como ya comentamos hace un tiempo cuando tratamos el disco "Voyage 34", "Up the Downstair" estaba pensado originalmente como un disco doble pero se quedó en lanzamiento simple cuando el single "Voyage 34" comenzó a tener vida propia.

Al igual que sucede con aquel trabajo, en "Up the Downstair" también tenemos una voz en off que nos presenta todo el asunto. La introducción nos habla de una serie de músicos interpretando música psicodélica bajo la influencia de una sustancia química cuyo nombre se nos oculta comenzando la música como un tiro cuando iba a ser pronunciado. No existen tales músicos y probablemente, tampoco exista esa sustancia. Como en todos los trabajos de la primera época de Porcupine Tree, todo lo que suena está compuesto e interpretado por el propio Wilson con la única participación de Colin Edwin al bajo en "Always Never" y de Richard Barbieri y Suzanne J.Barbieri en el rítmico tema electrónico que da título al disco.

En esta época, la broma de Wilson al crear Porcupine Tree como si fueran una banda real empezaba a ser puesta a prueba ante las crecientes peticiones que recibían en la discográfica para ver al grupo en directo. La maquinaria se había puesto en marcha y no iba a ser posible detenerla. Como nos ocurre con otros trabajos del grupo, nos encontramos ante el problema de las distintas ediciones retocadas por Wilson de este disco. En esta ocasión, y al contrario que en ocasiones anteriores, no vamos a mostraros la más flamante y reciente versión del trabajo sino la que apareció en 1997 con sonido remasterizado pero sin añadidos posteriores. En la grabación original del disco, Wilson tocaba, como ya hemos mencionado, todos los instrumentos con pequeñas excepciones. Esto incluía las partes de batería pero con una curiosidad: no es batería real. Wilson trabajó con librerías de samples de batería construyendo golpe a golpe toda la parte rítmica pensando en cómo lo tocaría un intérprete real. No es una caja de ritmos programada sino un complejo trabajo de cut and paste digno del más meticuloso de los artesanos. En las últimas ediciones del disco, estas pistas han sido reemplazadas por la batería real de Gavin Harrison.
Esperamos que estos tres pequeños capítulos os animen a profundizar en la trayectoria de Porcupine Tree, sin que esto signifique que no vuelvan a aparecer por aquí porque lo seguirán haciendo cuando menos lo esperemos ya que su discografía nos parece del mayor interés.

No creemos que sea fácil encontrar la edición que hoy hemos tratado ya que las posteriores versiones son las que abundan en las tiendas. Dejamos un par de enlaces, como siempre, para poder adquirir la más reciente que cuenta con un segundo CD que contiene el maxi "Staircase Infinities".

play.com

amazon.com

Y una muestra de una de las canciones más potentes del album: "Synesthesia"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...