lunes, 24 de octubre de 2011

Jean Michel Jarre - Essentials and Rarities (2011)


La carrera de Jean Michel Jarre estuvo estréchamente ligada desde sus inicios a la discográfica francesa Disques Dreyfus, propiedad de Francis Dreyfus, uno de los personajes más importantes de la industria discográfica del país vecino de las últimas décadas.

Cuando Jarre era un desconocido músico con el único aval de ser el hijo del gran Maurice Jarre y sus estudios en el Groupe de Recherches Musicales de Pierre Schaeffer, Dreyfus fue la primera persona en darle una oportunidad a través de sus sellos Disques Motors o Labrador. Los primeros pasos del músico fueron muy variados y tan pronto grababa singles de corte vanguardista según las enseñanzas de su maestro Schaffer como sintonías televisivas, aportaba sus conocimientos sobre electrónica a músicos más consolidados como sus compatriotas de Triangle, escribía letras para estrellas de la canción ligera como Christophe o incluso temas completos para Gerard Lenorman o Francoise Hardy. De esta época es su primer LP, el casi desconocido "Deserted Palace" o la banda sonora de la película "Les Granges Brulees".

Para el público en general, toda esta etapa del músico francés es absolutamente desconocida. Para los aficionados a su música, hace sólo 15 años, era una nebulosa de la que apenas habían leído algo en entrevistas dispersas a lo largo del tiempo. Si eran algo más afortunados, se podrían haber encontrado con una serie de discos "piratas" de título "Rarities" en los que podían hallar buena parte de la música de Jarre en estos años.

La relación de Jarre y Dreyfus fue muy estrecha, especialmente a partir del éxito de "Oxygene" a partir de 1976. Francis fue su principal aval y el encargado de gestionar lo necesario para la realización de los mastodónticos espectáculos de luz y sonido que hicieron tremendamente popular al músico en la década de los 80, financiando en buena parte muchos de ellos. Sin embargo, esta relación se enrareció por motivos nunca aclarados del todo alrededor del año 2000. Algunos apuntan a que Jarre no estaba contento con la promoción que se hizo de su disco "Metamorphoses", otros a que Dreyfus quería que el ritmo de producción del músico fuera algo mayor de lo habitual. Sea como fuere, en 2002 aparece en el mercado un disco bajo el título de "Sessions 2000", supuestamente grabado por Jarre y su colaborador Francis Rimbert en distintas sesiones en aquel año. El disco fue publicado por Dreyfus por su cuenta, sin contar con el beneplácito del músico lo que desembocó en la ruptura de las relaciones entre ambos. Jarre creó su propia productora, AERO Prod. y sus siguientes trabajos fueron apareciendo con grandes sellos multinacionales como Warner o EMI.



Quizá el punto más tenso de la relación se produce en 2004 cuando, poco antes del lanzamiento del disco de debut de Jarre en su nueva discográfica, un recopilatorio de grandes éxitos regrabados en 5.1 para la ocasión, Dreyfus lanza su propia compilación en lo que parecía ser una maniobra diseñada para perjudicar a su antigua estrella.

Por la razón que fuera, los discos de Jarre con Warner pasaron más bien desapercibidos y cuando destacaron por algo, no fue precisamente por su calidad. El cambio a EMI no mejoró las cosas e incluso llevó a un desagradable asunto legal con Dreyfus que quizá tratemos más adelante. Lo cierto es que los últimos años de la carrera de Jarre están dedicados a una gira que se nos antoja interminable, en la que el otrora genio de los sintetizadores recorre Europa una y otra vez con su clásico espectáculo de luz y sonido, sin intención aparente de grabar un nuevo disco (a pesar de que lleve años anunciando que está trabajando en ello). Las noticias que tenemos al respecto sobre su situación contractual no son claras. Unas fuentes apuntan a que está sin discográfica y otras indican que aún le "debe" un disco de estudio a EMI.

Pero algo pareció cambiar el año pasado. El 24 de junio de 2010, falleció Francis Dreyfus y un tiempo después se anunció la publicación de un disco recopilatorio de Jarre publicado por la discográfica francesa. La particularidad del lanzamiento es que no iba a ser simplemente otra colección de grandes éxitos sino un disco doble dividido en dos partes. La primera, titulada "Essentials" estaría integrada por composiciones de la etapa más conocida de Jarre y la segunda, bajo el nombre de "Rarities", iba a mostrar una selección de temas de los primeros años del músico francés, anteriores al éxito internacional de "Oxygene".

El disco sería publicado en una edición limitada en CD doble en imitación vinilo en un digipack de lujo que, posteriormente, tendría también su correspondiente tirada en vinilo, aunque conteniendo sólo el disco de rarezas.

La lista de composiciones "esenciales" del primer disco no merece mayor comentario ya que, como ocurre con cualquier recopilatorio de un artista famoso, siempre encontraríamos temas que faltan y otros que nunca habríamos incluído. La lista de temas es la siguiente (entre paréntesis, el disco al que pertenecen originalmente):

- Souvenir of China (The Concerts in China, 1982)
- Oxygene 2 (Oxygene, 1976)
- Arpegiator (The Concerts in China, 1982)
- Oxygene 4 (Oxygene, 1976)
- Equinoxe 4 (Equinoxe, 1978)
- Calypso 2 (Waiting for Cousteau, 1990)
- Zoolook (Zoolook, 1984)
- Magnetic Fields 1 (Magnetic Fields, 1981)
- Magnetic Fields 2 (Magnetic Fields, 1981)
- Equinoxe 5 (Equinoxe, 1978)
- Industrial Revolution 2 (Revolutions, 1988)
- Rendez-Vous 4 (Rendez-Vous, 1986)
- Gloria, Lonely Boy (Metamorphoses, 2000)
- Oxygene 6 (Oxygene, 1976)
- Space of Freedom (Live from Gdansk, 2005)

Una elección tan buena como cualquier otra en la que, sin embargo, no nos deja de llamar la atención la completa ausencia de temas de dos de los discos más populares de Jarre como son "Chronologie" y "Oxygene 7-13". Pero el punto fuerte del lanzamiento, el mayor atractivo para los fans de Jarre iba a ser el disco titulado "Rarities" en el que ibamos a poder disfrutar, por primera vez en formato CD, de una serie de composiciones practicamente imposibles de encontrar en sus vinilos originales sin dejarse un buen montón de billetes en el intento.

El principal atractivo del "Rarities" iba a ser el tema que abría el CD: una composición de 1968 titulada "Happiness is a Sad Song", inédita hasta el momento y que nos muestra al Jarre de su periodo formativo en el GRM trasteando con grabaciones en cinta y con un trabajo notable de "corta y pega" de la época en que el significado de la expresión era literal y no producto de meros "clicks" de ratón.

Continúa el disco con "Hypnose", versión instrumental de una grabación de Jarre de 1970 publicada en single originalmente con la narración del mago Dominique Webb por encima de la melodía. Este corte sin la voz, aparecía como cara B del 7'' original y se trata de una de las melodías más interesantes del Jarre pre-Oxygene.

Los dos cortes siguientes, "Erosmachine" y "La Cage" aparecieron en single en 1970 y fueron el primer lanzamiento discográfico de Jarre. El vinilo original es un cotizadísimo objeto de coleccionista hoy en día ya que en su momento, apenas se vendieron unas 200 copias del mismo. Ambos temas pertenecen a la etapa experimental con Schaffer. Mientras que "La Cage" no deja de ser una pieza de música concreta sin mayor trascendencia, "Erosmachine" tiene un componente melódico y más que interesante y no está de más el darle una escucha de vez en cuando.

Continuamos con "La Chanson des Granges Brulees" primero de los cortes pertencientes a la banda sonora de "Las Granjas Ardientes", película de 1973 con Alain Delon y Simone Signoret en los papeles principales. La melodía es realmente inspirada y de gran belleza y está interpretada por una vocalista femenina sin identificar en los créditos. Sin embargo, y junto a los otros cortes de la banda sonora presentes en el disco, no deja de ser una pieza prescindible en la recopilación ya que la propia banda sonora en su integridad fue publicada en CD por Dreyfus en 2003 con lo que su carácter de rareza no es tal.


Los tres temas siguientes pertenecen originalmente al LP "Deserted Palace", publicado en 1972 como librería de sonidos más que como un lanzamiento comercial al uso. El disco contenía composiciones sueltas de breve duración en su mayoría, destinadas a anuncios de televisión o "jingles" radiofónicos junto con otras piezas experimentales. Los instrumentos con los que se grabaron tanto este LP como la banda sonora citada anteriormente eran realmente limitados y casi todos los temas están interpretados con un EMS VCS3, un sintetizador AKS y un órgano Farfisa. "Windswept Canyon" abre la serie de tres temas y es el mejor de ellos, además del más extenso. A pesar de la precariedad de los medios con los que se grabó, la melodía es ya muy reconocible y anticipa muchas de las cosas que Jarre sería capaz de hacer en el futuro. "The Abominable Snowman" es un extravagante tema que no llega al minuto de duración y que no tiene mayor trascendencia y "Deserted Palace" nos deja una agradable melodía antes de encontrarnos con "Le Pays de Rose", otro de los cortes de "Les Granges Brulees".

Llegamos así a otro segmento de temas pertenecientes al LP "Deserted Palace" compuesto por "Rain Forest Rap Session", "Black Bird", "Music Box Concerto" e "Iraqi Hitch-Hiker" que nos dejan ver varias facetas del Jarre de aquellos años con ciertos aires clasicistas en algunos momentos, guiños al rock progresivo y algunos esbozos de tecno pop. Conviene matizar que, si bien "Black Bird" no estaba incluída en "Deserted Palace" sino que era la cara B del single "Pop Corn" publicado por Jarre con uno de los muchos pseudónimos que utilizaba en la época, la misma composición aparece en el LP bajo el título de "Bridge of Promises" por lo que la hemos considerado un tema más del disco a todos los efectos.

Como última rareza del trabajo tenemos el tema "Les Granges Brulees" de la banda sonora de la que ya hemos hablado anteriormente. A modo de añadido, completan el CD dos remezclas de "La Cage" y "Erosmachine" a cargo de la estrella de la música de baile francesa, Vitalic.


El lanzamiento de este recopilatorio nos deja sensaciones contradictorias. Por una parte, muchos aficionados estabamos esperando a tener todo este material en un formato de la calidad del CD y "Essentials and Rarities" llena en cierto modo este hueco. Por otra parte nos queda un regusto a oportunidad desaprovechada, habida cuenta de que queda mucho material de la época aún sin publicar y que podía haber ocupado el hueco de los temas de "Les Granges Brulees", ya disponibles en CD, o los de las prescindibles remezclas de Vitalic. Tampoco sería de extrañar que, dadas estas ausencias y las que citabamos más arriba en el primero de los CDs del recopilatorio, la idea de Jarre y de la discográfica sea dejar abierta la puerta a un segundo volúmen con los grandes éxitos que faltan y rarezas como el ballet AOR, singles como "Freedom Day / Synthetic Man" o los temas restantes del "Deserted Palace".



A la espera de noticias en este sentido y ante la perspectiva de una prolongada falta de novedades en forma de disco con material actual de Jarre, creemos que este "Essentials and Rarities" no debe faltar en la discoteca de todo fan del músico francés. Si por el contrario, buscais un disco para introduciros en la obra de Jarre, es posible que haya recopilaciones más representativas en el mercado.

Como es costumbre de La Voz de los Vientos, os dejamos los correspondientes enlaces en los que comprar el trabajo si estais interesados:



Os dejamos con el video promocional en el que el propio Jarre nos habla del lanzamiento:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...