domingo, 18 de noviembre de 2012

Massimo Mercelli Performs Philip Glass (2012)



Como ya contamos anteriormente, Philip Glass tomó la decisión hace unos años de crear un sello dedicado a recuperar buena parte de su obra que está grabada pero no publicada aún. Imaginamos que uno de los motivos que le hizo dar este paso es la ingente cantidad de material que tardaría años en ver la luz si estuviera sujeta a los calendarios de publicación de las discográficas más grandes y, especialmente, a los criterios de rentabilidad económica que deben cumplir sus lanzamientos.

Sin embargo, no todos los discos publicados por Orange Mountain Music están basados en material grabado por Glass o su equipo en el pasado. En algunas ocasiones como la que nos ocupa, llega a las oficinas de la discográfica alguna grabación realizada por músicos “independientes” de partituras del compositor norteamericano por si existiera la posibilidad de publicarla en el sello. Cuenta en las notas del disco Richard Guerin que este es el caso de la grabación de la que hoy vamos a hablar. La calidad de las interpretaciones y el hecho de que incluyera dos composiciones aún inéditas de Philip Glass fueron fundamentales para que la decisión del equipo de Orange Mountain fuera la de incluir el CD en su catálogo.

La grabación estaba realizada por el flautista italiano Massimo Mercelli, quien es uno de los más importantes intérpretes de su instrumento en la actualidad. Para la ocasión, el músico se hace acompañar de los miembros de la formación “I Virtuosi Italiani”, formación que ha grabado para los mejores sellos del ámbito clásico y cuyo repertorio no se limita a ese tipo de música, abriéndose habitualmente a otras propuestas más contemporáneas. El quinteto participante en el disco está integrado por Alberto Martini y Luca Falasca (violines), Flavio Ghilardi (viola), Leonardo Sapere (cello) y Rino Braia (contrabajo). Completa la nómina de participantes en el disco el pianista Carlo Boccadoro, quien, junto con su grupo Sentieri Selvaggi ya había grabado algunas piezas de Glass en el pasado.


Massimo Mercelli en acción
 “Façades for Flute and Piano” – Suponemos que todos conocéis ya esta pieza, escrita originalmente para la banda sonora de la película “Koyaanisqatsi” pero que, descartada del montaje final, pasó a formar parte del disco “Glassworks”. Habitualmente suele escucharse en la versión original a cargo de una sección de cuerda y un saxofón o clarinete como solista pero el arreglo para piano y flauta que aquí podemos disfrutar es tan atractivo como cualquier otro. En su orquestación convencional, “Façades” es una pieza oscura y profunda de la que somos devotos incondicionales. Sin perder profundidad, la versión para piano y flauta es sorprendentemente luminosa, casi pareciendo una composición distinta y su inclusión en el disco es un acierto. Antes hacíamos referencia a que Carlo Boccadoro había grabado música de Glass dirigiendo a la formación Sentieri Selvaggi. Pues bien, precisamente “Façades” es una de esas obras. En aquel momento el pianista no intervino como intérprete sino como director. Quizá para sacarse esa espina se desquita ahora con el arreglo para piano de la obra.

“Chaotic Harmony” – Continúa la grabación con una pieza concebida como un movimiento único. Fue escrita en 2006 para la banda sonora del film del mismo título del realizador Sat Hon. Se indica en el disco que es la primera grabación de la pieza aunque la misma se puede escuchar ya en el DVD de la película, interpretada por Wendy Sutter al cello y la vocalista Lisa Bielawa. Sí que se puede considerar, sin embargo, como la primera grabación de la versión para cello y flauta. Los seguidores más fieles del músico de Baltimore, habréis tenido la oportunidad de escuchar un arreglo parcial de “Chaotic Harmony” reconvertido por Glass en sus “Canciones y poemas para Cello” y también grabadas por la propia Wendy.

“String Quartet No.3 (Mishima)” – Poco hay que comentar a estas alturas del tercer cuarteto de cuerda de Glass por ser una adaptación de una de sus bandas sonoras más famosas y haber conocido ya varias versiones, alguna de las cuales ya comentamos por aquí en su momento.

“Taoist Sacred Dance” – El gran atractivo del disco, en nuestra opinión, es ésta composición en tres movimientos, compuesta en 2003 e inédita hasta este momento. La flauta fue uno de los primeros instrumentos en los que se interesó Glass en sus inicios, pese a lo cual, hay muy pocas piezas en su producción centradas en éste instrumento lo que concede mayor importancia a esta grabación. El primero de los movimientos es un solo de flauta de carácter muy meditativo y reposado en el que apenas tenemos un arranque más enérgico en el segmento inicial con una melodía muy interesante y con el sello de su autor. El segundo movimiento es completamente distinto por cuanto es el piano el instrumento principal con un tema de aire romántico que recuerda al Glass de la banda sonora de “The Hours” (también al de “El Show de Truman”): el aire minimalista sigue presente pero hay una inclinación clasicista innegable como suele ocurrir en las obras de cámara del repertorio más reciente de su autor. El tercer y último movimiento junta a la flauta y el piano. Como si de un puzzle se tratase, la unión de las partituras de los movimientos anteriores (con apenas variaciones) conforma una pieza bellísima, probablemente de las más interesantes del Glass más reciente.

“Façades” – Para cerrar el trabajo, que en el fondo tiene un esquema casi simétrico con el cuarteto “Mishima” como eje, volvemos a escuchar “Façades”, esta vez con el grueso de las cuerdas del quinteto italiano sonando en todo su esplendor y arropando a Mercelli y su flauta que repiten en el papel solista.

Como admiradores de la obra de Philip Glass no podemos sino recomendar este trabajo a todos los lectores del blog. Además de ser una selección más que interesante de piezas, se trata de una colección muy fácil de asimilar por los oídos más remisos al estilo del compositor norteamericano por cuanto el elemento repetitivo que suele identificar a todos los compositores minimalistas está menos presente de lo habitual. La interpretación de Mercelli es realmente buena, ajustándose perfectamente a lo que la partitura requiere y sería interesante escucharle en otras piezas del repertorio “glassiano” para flauta como su “Serenade” o su “Arabesque in Memoriam” de las que sólo tenemos las versiones de Laurel Zucker.

Os dejamos con el enlace habitual para comprar el disco y con una versión de "Façades" para piano y flauta interpretada por Mercelli junto con el propio Philip Glass:

amazon.es



1 comentario:

  1. Aunque Glass es un compositor que me encanta, confieso no haber tenido ni idea de la existencia de Orange Mountain Music hasta que he leído tu entrada. La interpretación de Merceli –a quien tampoco conocía– de “Façades” me ha sorprendido muy gratamente. Es cierto, la composición cambia muchísimo, no tanto por la flauta como por el acompañamiento, pues de las cuerdas al piano hay un salto tímbrico muy grande.
    Comentas que hay pocas obras de Philip Glass centradas en la flauta, eso es un hecho. Sin embargo, he escuchado varias obras suyas en las que un sencillo acompañamiento de flauta –con unas notas largas que en algunos casos efectúan una escala descendente– se me antoja indispensable. Podría ponerte ejemplos, entre otros muchos, como “Videodream” de “Powaqqatsi” o “Part 1, from Iron Horse” de “Hydrogen Jukebox” (acerca de esta obra, por cierto, publicaré una entrada en mi blog en las próximas horas). Son estas notas como pinceladas rápidas de un color muy fuerte que, en caso de faltar, quedaría el cuadro pobre, insustancial. Puede que ese interés inicial de Glass por la flauta sea la causa por la que sabe utilizar el instrumento de una manera tan precisa y oportuna.
    Un saludo y gracias por descubrirme cosas nuevas del de Baltimore.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...